Deportivas

Wander Franco aspira jugar en Grandes Ligas este año

PORT CHARLOTTE, Florida – Wander Franco, ha sido el mejor prospecto en el béisbol durante dos años seguidos, incluso sin jugar un juego por encima de la pelota de Clase A. Está pasando sus últimos días como adolescente en los Entrenamientos de Primavera de las Grandes Ligas, y la cuenta regresiva para su llegada ya ha comenzado.

Hay grandes expectativas para Franco, y también grandes preguntas.

¿Cuándo debutará en las Grandes Ligas? ¿Dónde empezará la temporada? ¿En qué posición o posiciones jugará? Claro, es casi seguro que podría defenderse en el plato en las grandes ligas con su enfoque avanzado, pero ¿está listo para The Show?.

Tiene una respuesta para esa última. Franco agradece el reconocimiento que conlleva estar en el puesto número uno en aparentemente todos los rankings de prospectos que existen. «Se siente increíble», dijo. Pero el sueño de toda su vida no fue ser un prospecto superior dos veces.

«Por supuesto, estoy listo para jugar en las grandes ligas», dijo Franco a través del intérprete Manny Navarro. «Estoy listo para lograr el objetivo que he estado tratando de lograr desde que era un niño, para llegar a las grandes ligas».

Sin embargo, es poco probable que eso ocurra el Día Inaugural. Franco no ha jugado en un juego desde 2019, aunque pasó el año pasado en el sitio de entrenamiento alternativo de los Rays y en su grupo de jugadores de postemporada. Están ubicados en todas las posiciones del cuadro que Franco podría jugar con Willy Adames, Brandon Lowe, Yandy Díaz, Joey Wendle, YoshiTsutsugo, Mike Brosseau y otros.

Entonces, si Franco comienza la temporada con Triple-A Durham o Double-A Montgomery, dijo, se lo tomará con calma.

“No está bajo mi control. Si me envían a Double-A o donde sea que me envíen, mi trabajo es trabajar”, dijo Franco. «Voy a continuar con cada oportunidad que tenga».

En una conferencia de prensa el martes, el gerente general de los Rayos, Erik Neander, dijo que Franco se presentó a su primer campamento de Grandes Ligas en excelente forma. Lidió con algo de inflamación de bíceps y dolor en el hombro mientras jugaba pelota de invierno con el Escogido en la República Dominicana, pero Franco dijo que se siente bien sin “problemas”. Pasó el resto de la temporada baja entrenando con el antesalista de Cleveland José Ramírez, quien es de Bani, la ciudad natal de Franco, en República Dominicana.

Franco dijo que no hay un área específica de su juego que quiera mejorar esta primavera. Llamó al año pasado una «gran experiencia», incluso sin juegos oficiales. Se enfrentó a lanzadores de calibre de Grandes Ligas en el campamento satélite de Tampa Bay, desarrolló una amistad con Randy Arozarena y se maravilló del enfoque y la ética de trabajo del jardinero novato mientras presenciaba su explosión en la postemporada.

«Me gusta darle consejos, pero también es un muy buen jugador», dijo Arozarena, quien ha pasado mucho tiempo con Franco durante los entrenamientos de esta semana. «Entonces, también me gusta recibir algunos consejos de él».

Los Rayos pronto tendrán otra mirada de cerca a la habilidad en el platodel campocorto ambidiestro. Franco podría ingresar al partido inaugural de la Liga de la Toronja del club el domingo como suplente, y está programado tentativamente para comenzar el partido televisado a nivel nacional del martes contra los Medias Rojas como bateador designado de Tampa Bay.

Durante los ejercicios defensivos en el complejo Charlotte Sports Park de los Rayos el sábado por la mañana, Franco se alineó en el campo corto mientras trabajaba con un grupo de jugadores de cuadro lleno de prospectos en el Campo 2. Dijo que también está dispuesto a jugar en segunda o tercera base en el futuro si el surge la oportunidad, pero señaló que los Rayos aún no le han hablado sobre moverse por el cuadro interior.

«[Franco] tiene un gran guante y un buen brazo y sabe cómo manejar un poco un juego en lo que respecta a jugar como campocorto, lo cual ha sido impresionante», dijo el prospecto lanzador de los Rayos, Shane Baz. «Y obviamente, el bate habla por sí mismo».

De hecho, dónde juegue Franco en el campo es menos importante que cómo batea, y cómo bateará nunca ha sido una cuestión. Marcado con una herramienta de bateo de 80 grados por MLB Pipeline, Franco armó una línea de .336/.405/ .523 con 20 jonrones, 14 triples, 37 dobles y muchas más bases por bolas (83) que ponches (54) en 175 partidos de liga menor de 2018-19.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba